Andrea Ojeda

Andrea Ojeda

Consejo editorial

Grabadolandia

6 octubre, 2019

Cuando un grupo de grabadores de Chicago notaron que el trabajo de muchos artistas latinos no tenía presencia en plataformas y exposiciones nacionales, decidieron tomar cartas en el asunto. ¿Para qué esperar invitación a la fiesta si podemos hacer la nuestra? Así nació en 2010 el colectivo Instituto Gráfico de Chicago, de la necesidad no solo de promover su trabajo sino también la de construir espacios comunitarios de expresión y de educación por el arte. Hoy el grupo cuenta con nueve miembros de planta.

Contratiempo platicó con Antonio Pazarán, Carlos Barberena, José Luis Gutiérrez, CHema Skandal! y Eric Gasca, miembros todos del I.G.C., sobre la labor que hacen, su compromiso con la comunidad y sobre el festival Grabadolandia, una iniciativa que comenzaron hace siete años para dar a conocer su trabajo y el de otros grabadores de distintos lugares del mundo, y para acercar y educar a la comunidad en el proceso y las distintas técnicas del grabado.

Al preguntarles sobre el por qué del colectivo, Carlos Barberena nos explica que en el mundo de las artes gráficas muchos artistas desarrollan portafolios colectivos para dar a conocer su trabajo a promotores y galeristas, así que ellos como grupo decidieron crear el suyo propio, con la diferencia de que su portafolio tendría un tema central, se imprimiría para compartirlo con todos sus participantes y se presentaría el trabajo completado en una exposición gratuita.

 

Los temas del portafolio comenzaron siendo sobre aspectos de la cultura mexicana que han estado presentes en el grabado desde hace más de cien años, como el día de muertos y la obra de José Guadalupe Posada, gran exponente mexicano del grabado y la crítica social en los periódicos del México pre-revolucionario. Aunque ya después, comenta Antonio Pazarán, los temas poco a poco se han visto influenciados por el momento sociopolítico en el que vivimos, tales como la migración, la diversidad y el peligro del surgimiento de nuevos regímenes de ultraderecha en el mundo.

 

Por su parte, José Luis Gutiérrez y CHema Skandal! enfatizan el compromiso que tiene el colectivo con la educación y el constante intercambio con la comunidad. Muchos de estos miembros son también maestros en las escuelas públicas de Chicago, y casi todos imparten talleres, a veces gratuitos, para jóvenes y niños. Dentro del marco de Grabadolandia, se abren foros a toda la comunidad donde los artistas hablan sobre su arte y comparten sus técnicas. Esto ha hecho que año con año, en este festival y en otros talleres, se vean volver a jóvenes no ya como estudiantes sino como artistas con material propio para presentar. El lema del I.G.C. bien podría ser “Promover, difundir, educar”, y en casi 10 años de existencia, bien pueden jactarse de haber puesto el grabado al alcance de miles de personas, Latinx o no.

Junto con el grupo de Chicago, Marimacha Monarca Press, un colectivo artístico de personas de color queer y transgénero, este año el tema del portafolio se centrará en la diversidad y la lucha feminista, para lo cual el llamado se ha dirigido primordialmente a artistas mujeres. Eric Gasca, el miembro más nuevo (y más joven) del I.G.C., es uno de los pocos hombres que participará en él, pero nos asegura que el tema no se limita a uno u otro grupo, ya que la temática nos toca a todos. Queda muy claro que como artistas, además, tienen un compromiso social de representar la realidad que vivimos, como inmigrantes, como latinos, como queer, como minorías.

 

Comentarios

Comentarios